Here come the sun

Se acerca la primavera, lo intuye hasta el sol; que hoy ha salido de su casa con un mejor rostro, empieza a recuperarse de la depresión. Depresión en la cual nos ha llevado entre las patas, el mundo, en este hemisferio a sufrido un frió atroz.

Quizás, el Señor Sol, consulto con un buen psicoanalista, quizás se fió del tarot, de los signos zodiacales, de ese empírico toma y daca entre astros distantes. O, quizás, simplemente hoy olvido un tanto a la Primavera; bajo el pie derecho primero de la cama, enjuago su rostro y peino la dorada cabellera. Se dijo a si mismo: hoy puedo ser feliz sin Primavera, sin su trinar de pájaros, sin el nacer de las flores, sin arroyos que forman las nieves derretidas, sin abriles. No lo se, mañana le preguntare.

A.

Anuncios

Acerca de diariando
Marinero de Infanteria de Marina del Servicio Militar Nacional Patriotico Heroico y Obligatorio Matricula C-267481

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: