Happy Birthday to me o algo sobre el cumpleaños del Sub-Comandante Garcia

Y pues resulta que dice mi mama que un día como hoy, pero de un lejano 1974 su aquí atento y seguro servidor vio por primera vez la luz del mundo. La verdad yo estaba muy pequeño para recordarlo –no crean que nací de este tamaño, yo también fui chiquito- así que fiado del testimonio de mi madre decimos que hoy es mi cumpleaños: 36 para ser exactos.

Fue aquella mañana de Junio una mañana fría. ¿En Junio frió? Pues si, resulta que nací en un quirófano, en un hospital, por eso hacia frió. Digo, soy viejo, pero no han de suponer que nací en una cueva o en una tienda de campaña india. Ya había hospitales, no muchos, pero había uno cerca y allí fui por azares del destino a nacer.

De esos días mozos no recuerdo mucho, de hecho mi mas remoto recuerdo se remonta al primer día que me dejaron en el Kinder, lloraba como Magdalena en el cerco de malla ciclónica para que no me dejaran solo en aquel claustro.

En mi adolescencia me dio por tratar de investigar quienes habían sido mis tataratataratabuelos y a lo mas que llegue fue a descubrir que los Garcia y los Tamayo (La Tamayada dice mi mama) provienen de España, o sea, soy producto, como la inmensa mayoría de Mexican del mestizaje, del llamado “encuentro de dos mundos” aunque mas que encuentre fue una chinga la que los europeos les pararon a los nativos de estas tierras olvidadas de Dios. Por cierto, que hace mil años Garcia era nombre propio. Pero después a un fulano le gusto de apellido.

Bueno, dejémonos de historias y vengamos al día de hoy. Quiero decir que estoy sumo feliz en este día. No todos los días se cumple 36 años, es mas, solo hoy, mañana cumpliré 36 años y un día. Estoy feliz, si. Agradecido con Dios, por todo lo que me ha dado. Lo bueno y lo malo.

Gracias a Dios por mi esposa, mis hijas, mis padres, mis hermanos, mis amistades, a los que ni fu ni fa el Alcides, por los que abiertamente me detestan, por los que me han hecho reír, por los que me hacen encabronar, por la sal, por el azúcar, por los pasteles, por el café, por la música, por las letras, por la incertidumbre, por las certezas, las calles que me gusta transitar, el bache que detesto y siempre voy a caer en el, el azar, el destino, las cuentas del rosario, una sonrisa, unas palabras, los diez mil motivos, el desaliento, el cuento chino, nieve de vainilla, mexicanos al grito de guerra, ¿lo dije o lo pensé?, por los buenos recuerdos, las malas impresiones, las letras de Serrat, la nota de Beethoven, los quintos patios y demás arrabales, el lobby de un hotel, camino de la escuela, mañana nos pagan, quizás no llegue a tiempo…

Sub-comandante Alcides

Anuncios

Acerca de diariando
Marinero de Infanteria de Marina del Servicio Militar Nacional Patriotico Heroico y Obligatorio Matricula C-267481

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: